Bous: “ Hablo de lo que siento porque no sé hacer canciones de otra manera”

Tras un período de renovación, la banda de post-pop original de Petrelda, ahora asentados en Londres y en formato dúo, presenta su nuevo single “rumbo”. Una canción que explora la indefinición del destino personal repleta de texturas, ambientes y fragmentos de sonido que intentan reclamar su espacio mientras la voz de Blanca, la cantante, navega extrañamente cómoda entre ondas de armónico caos.

Si bien el single se está moviendo por tierras anglosajonas, tanto los autores como la producción de la pieza son de origen levantino, habiendo sido mezclada y masterizada por el murciano Antonio Eriatarka.

Dicho esto, tenemos con nosotros a Blanca y Daniel. ¿Qué tienen que decir?

Han pasado dos años desde la publicación de anterior single “eco”, que ya llevábais fraguando al menos otros dos años. ¿Cómo os sentís al pensar en ello? 

Respuesta:

Blanca: Independientemente del tiempo que haya pasado, para nosotros este es el comienzo de una nueva era que aunque se ha visto influenciada por lo hecho anteriormente, todo el proceso ha sido muy distinto, ha nacido de otra manera y creo que nos representa más que nunca. 

Daniel: Hemos hablado de esto muchas veces, que sentimos que podríamos incluso habernos cambiado el nombre, empezar de cero. Pero curiosamente, el significado parece encajar ahora más que nunca. Es curioso como nos hemos adaptado a él, o él a nosotros.

Pero sí, por otro lado ha sido horrible, nos hemos tenido que enfrentar a un montón de cosas nuevas en todos los aspectos, tanto en lo personal como a la hora de construir el modo en el que defender nuestras canciones en directo siendo ahora solo dos personas. Además, adaptarse a un nuevo país no ha sido fácil y menos en la situación en la que se ha encontrado el mundo al poco después de que nos mudáramos. Pero a la vez parece que ha dejado florecer ciertas cosas que de otra manera no sabríamos cómo se hubieran desarrollado.

Nueva pregunta

¿Qué es lo que ha florecido que no esperábais?

Respuesta:

D: Una manera de explorar y sacarle más partido al material que tenemos, a las guitarras, a los pedales, los samples… en general, una manera de trabajar y de crear más libre y más divertida en algunos puntos. Yo en general sufro bastante con el proceso y ahora he empezado a disfrutarlo un poco más.

B: Creo que ha florecido un estilo más marcado que anteriormente no era tan evidente, una esencia bastante particular que nos hace más fácilmente reconocibles.

Ambos singles comparten una importante carga emocional y un énfasis en la honestidad  respecto a lo que se siente y el trayecto, o viaje, de uno mismo. ¿Cuál es vuestra intención con ello?

Respuesta:

B: Pues ninguna, realmente. Hablo de lo que siento porque no sé hacer canciones de otra manera. Siendo honestos, simplemente es mi manera de expresarme, y de desahogarme. No hay ninguna intención detrás más allá de eso. 

D: A mí me costaría sentirme identificado con una canción, o sentirla a la hora de interpretarla, si no resonara conmigo o con alguna experiencia vital. Aparte, yo creo que los dos temas están marcados por un cúmulo de acontecimientos personales muy potentes, que han condicionado nuestra vida y que es normal que impregnen todo lo que hacemos.

B: En este caso, rumbo habla no solo de ese viaje de uno mismo que comentas, si no del comienzo de un viaje literal, que marca a su vez el comienzo de esta nueva etapa.

¿Tendremos que esperar a la próxima gran experiencia vital para un tercer single?

Respuesta:

D: No, esas experiencias han dado muchos frutos creativamente hablando y ahora estamos puliendo y encaminando esas ideas a una versión final.

¿Qué diríais que ha cambiado más de vuestra visión de la música y, además, de la vuestra en concreto desde que os estáis formando mucho más en serio y habéis migrado a Londres? ¿Cómo os está tratando la ciudad?

Respuesta:

B: Para mí se ha abierto mucho. Mi visión es mucho más amplia de lo que era antes tanto a la hora de escuchar como de crear. Tengo ahora más herramientas a mi alcance que he descubierto y me han hecho tener más poder. 

La ciudad te trata en general mal, pero tu intentas coger las cositas buenas. Hay mucha oferta de todo ahora que parece que se ha vuelto a la vida normal, y es muy aprovechable. De hecho, la recepción que ha tenido nuestra música aquí hasta ahora, ha sido muy positiva.

D: A veces es una ciudad muy dura la verdad, creo que todas las ciudades de este tipo lo son. Llevamos además mucho tiempo sin poder aprovechar la parte buena que ofrece, pero por suerte se está volviendo a hacer vida normal como dice Blanca y podemos empezar a verla con otros ojos.

Por otro lado, notas que el nivel base de los grupos y la música en general es muy alto. Tienes la sensación de que como españoles que somos, no te vale “ser bueno para España” y ya, tienes que ser bueno en general, para el mundo.

¿Cuáles son esas herramientas que habéis descubierto?

Respuesta: 

B: No es nada del otro mundo, simplemente ahora utilizo el DAW de continuo y participo más activamente en la fase de producción de las canciones. 

D: Yo más bien he re-descubierto las herramientas que ya tenía y les saco más partido, como decía antes. En el set de directo anterior tocaba principalmente la batería y solo echaba mano de los pedales en el proceso de producción, o en alguna canción que no tenía percusión y tenía las manos libres. Ahora, las circunstancias me han dado la oportunidad de pasar más tiempo con esas herramientas y centrar nuestro set en ellas.

¿Qué os gustaría que os deparase vuestro rumbo?

Respuesta:

D: Yo quiero ser feliz, y encontrar un equilibrio entre que me dejen en paz pero que me hagan caso (risas).

B: Felicidad también, que nuestras canciones lleguen lejos y que la gente las disfrute con nosotros.

Si puedo decirlo, parece que vais por buen camino 🙂


Thomas Alburquerque (1992). Me di cuenta de que lo mío era la música desde que Taka Goto de MONO me salpicó de sudor en la Sala Estéreo de Murcia. Además, disfruto de lo lindo aprendiendo de de las personas con las que tengo la suerte de cruzarme. En este caso, uno más o uno significa entrevistar a diestro y siniestro desde 2015.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.